lunes, 29 de julio de 2013

Ferrari 512M (213)

Mark Donohue-David Hobbs
24 Horas Daytona 1971
Brumm, 1/43

















































Amigos, luego de un pequeño descanso, ya que estuve de enfermero en casa, con Juana (por suerte la pequeña ya está bien) y Valeria con angina y laringitis respectivamente, vuelvo a la renovación de fotos en las entradas antiguas. Ya que hoy presenté esta hermosa Ferrari azul del equipo Penske de Daytona 1971, los invito a ver fotos de otra, pero más moderna: la Ferrari FXX de los "Ferrari Racing", en este caso en Nurburgring 2006; a este coche me lo regaló mi amigo Julián OrangeClockwork. Era una miniatura "de calle" a la que sólo tuve que fabricarle y agregarle la placa y el número (elegí el 7 ya que encontré muchas fotos del auto real); y ya que hablamos de fotos, recomiendo ver las del auto real, ¡están espectaculares!
Siguiendo con los coches italianos (y rojos), también pueden ver el Alfa Romeo 33TT12 de Monza 1975.
Próxima entrada: un mítico coche francés de hace... ¡92 años!
Abrazos!

lunes, 22 de julio de 2013

Renault Alpine A442B (212)

Didier Pironi-Jean Pierre Jaussaud
24 Horas de Le Mans 1978
Ixo-Altaya, 1/43

















































Hola amigos, ¿recuerdan la foto tomada por mi padre el 09/07/67, en la cual estoy yo (tenía 4 años) delante del Fiat 1500 azul de Carlos Reutemann? Como les comenté en ese momento, papá a fines de los sesenta me llevaba con él a las carreras al recién inaugurado autódromo de Paraná , y me tomaba fotos junto a los autos. Papá falleció en el 2007, y esta foto con el Fiat la tenía yo guardada, pero siempre recordé que había más fotos, todas en diapositivas. El tema es que debían estar en algún rincón del galponcito en la casa de mi viejo, seguramente llenas de humedad, y entrar a revisar en ese galpón no era nada simpático, ya que recordaba que había muchas cucarachas y posiblemente otros bichos. La cosa es que tomé fuerzas, y el martes me puse manos a la obra. Busqué y rebusqué, pero no encontré nada... al menos en el galpón, así que me puse a revolver toda la casa, hasta que encontré en un ropero, embalada en varias bolsas, y bien al cubierto de la humedad, la caja con unos 20/30 cajitas de diapositivas con 36 fotos cada una. Cada caja tenía un cartelito que le puso mi viejo (un genio, es como que hubiera sabido que algún día yo iría a buscarlas), y en ellos decía "fiesta cumple xx", "Viaje a xx", etc, etc. En dos cajas figuraba, entre otras, la hermosa palabra "autódromo", así que revisé esas cajitas, y encontré 20 diapositivas de esos años.
Como estoy muy corto de plata, como siempre, y no se cuando voy a poder llevar las diapositivas para que me las transformen en fotos, las limpié, y les saqué unas fotos apoyadas en la pantalla de la compu, con fondo blanco, así al menos podemos tener una idea de que hay en cada una (al final de esta entrada, más exactamente al final del blog, con el título "Años sesenta, los orígenes...", las agregué a todas).
Grandísimos recuerdos me traen las fotos. Uno de los primeros recuerdos que tengo de mi infancia, y creo que el más antiguo de todos, es ir de la mano de papá a tomar el colectivo para ir al autódromo. También una mañana de 1969, que me despierta con lluvia y me dice que se suspendió el SP en el autódromo (estábamos con todo listo para ir), y una visita a casa de mi tía, en que papá me pregunta frente a ella ¿cómo es el ruido que hacen los autos? "¡Roooom!" respondo yo; y también "¿quién ganó la carrera?" "¡Barragán!" gritaba yo.
Muchos recuerdos, que me emocionan muchísimo, hasta las lágrimas...
Abrazos amigos!
PD: Disculpen que hoy y ayer no he podido entrar al blog ni a alguno de los blogs de ustedes, pero resulta que Juana (tiene angina) amaneció ayer con 39º de fiebre, y para colmo con vómitos al comer algo; la llevamos a la guardia de una clínica, le inyectaron Reliverán para los vómitos, y se le pasaron. Pero si bien producto de los remedios (Ibuprofeno) y de los baños con agua tibia que le dimos la temperatura ha bajado, a las pocas horas sube de nuevo, llegando a 39º. Ahora Novalgina y Amoxidal, espero que mejore.
Ni les cuento como me siento...
PD2: Próxima entrada: otro sport prototipo (el tercero consecutivo...), campeonato, piloto y equipo made in USA, coche italiano (con el scudetto del cavallino), pero color... ¡azul!

lunes, 15 de julio de 2013

Eagle MKIII Toyota (211)

Juan Manuel Fangio II-Andy Wallace
IMSA GTP, Sebring 1992
True Scale Miniatures, 1/43

















































Buen día amigos, leyendo un comentario de Gaucho en su blog, donde cuenta sobre una juguetería que encontró de chico en un viaje a San Juan, me vino a la mente el recuerdo de los viajes que he hecho en los últimos años, siendo ya coleccionista. Cada vez que realizo uno, busco antes en la web las casas de hobbies existentes en ese lugar. Me ha pasado yendo a Buenos Aires (una cantidad innumerables de locales a visitar), Córdoba (sólo un par) y Rosario (tres casas de hobbies). Pero también hay viajes a ciudades en las cuales no tenía conocimiento de que existan estas casas, como me ha pasado en Bahía Blanca (mi mujer es de allí, y cada tanto visitamos a su familia); en esta ciudad, en mis tres primeras visitas me la pasé recorriendo jugueterías y librerías en busca de autitos; nunca encontré nada. Hasta que un día, visitando un local de venta de libros y revistas usadas, pregunto al dueño si no tiene autitos de coleccionables; ante su respuesta negativa, le digo "¿se pueden conseguir en algún lugar en esta ciudad?", a lo que me tira su respuesta reveladora "sólo en la casa de hobbies que hace años que está aquí"; mi sorpresa fue mayúscula, mis ojos se abrieron mucho, y mis piernas no me alcanzaron para correr luego hacia ese templo de la perdición del hobbista. Estaba ahí, a pocas cuadras, y yo no conocía de su existencia. De más está decir que cada viaje que realizamos a esa ciudad ese local es parada obligada (y mucho más divertida que visitar a mis suegros...).
Pero por otro lado, también están esos viajes a ciudades muy chicas, donde es seguro que no existen locales de hobbies, pero en las cuales uno igual se empeña en ingresar a toda juguetería que encuentre a su paso. Recuerdo los viajes a Diamante y Victoria, ambas en mi provincia; días soñando encontrar esa juguetería tantas veces imaginada (seguramente por el recuerdo de la antigua juguetería "Davoli" de mi ciudad; aun siento el sonido de mis pasos en esos pisos de madera al entrar presuroso en ella buscando autitos en mi infancia y adolescencia), donde encontrarme con ese Torino 1/43 de Buby de Nurburgring o de Turismo Carretera deseado. Por supuesto, esto nunca pasa, y lo que más puede uno llegar a encontrar son esos blister con varios autitos made in China en 1/64. O con suerte algún Hot Wheels.
Ustedes cuando hacen viajes, ¿salen a la búsqueda de autitos? ¿Recorren las ciudades buscando casas de hobbies o jugueterías?
Pasando a otro tema, me llegó un mail del amigo Danilo de San Pablo invitándome a entrar a su web de autitos en 1/64 y 1/87: 1for64world. ¡Excelente! Me sorprendió la cantidad (¡y calidad!) de autos de competición que existen en esas pequeñas escalas. La recomiendo.
Para terminar, nuevas fotos en estas dos entradas, con coches del gran Stirling Moss: Lotus 19 de 1960 y Vanwall VW1 de 1957 (para un gran piloto inglés, nada mejor que dos coches ingleses).
Abrazos amigos!
PD: Con este Eagle Toyota que presento hoy, Juan Manuel Fangio, sobrino del quíntuple campeón mundial, ganó el torneo IMSA en Estados Unidos en 1992 y 1993. La miniatura es una verdadera joya de True Scale Miniatures.

Blogs amigos